sábado, 17 de septiembre de 2016

Cardenal Cisneros nº 9

A mediados del siglo XX
Edificio situado en la esquina situada entre las calles Cardenal Cisneros y Gabriel Morales, con acceso principal al edificio por Cardenal Cisneros con número 9, por su situación se encuentra cerca del centro neurálgico de la ciudad, la Avenida de los Reyes Católicos y el Parque Hernández. El edificio consta de planta baja y dos plantas piso, con cubierta transitable en forma de terrado.

Los primeros datos que se tienen de éste edificio corresponden al año 1918, año en el que finalizó la construcción, tal y como queda reflejado en la placa conmemorativa del edificio.El edificio se distribuye en un solar de esquina entre la Calle Cardenal Cisneros nº9, fachada principal, y la calle Gabriel Morales nº2, fachada lateral, con dos usos claramente diferenciados el residencial en las plantas superiores y el comercial en la planta baja,

En planta baja originariamente podíamos encontrar dos usos, uno en la fachada principal con el acceso al edificio y el otro en la fachada lateral dónde se situaban dos locales comerciales. En cambio en las plantas superiores, las diferencias no eran tan evidentes, estaban destinadas ambas al uso de viviendas, sólo diferenciadas por un mirador central en la fachada principal.

La geometría de las fachadas presenta enmarques de vanos geométricos formando una cuadrícula. Formado por el acceso al edificio y a los locales en planta baja, balcones con balconeras sobre ménsulas con cierre de forja en primera y segunda planta. Cada una de las fachadas tiene un eje de simetría, en la principal coincide a la mitad del mirador y en la lateral coincide con el centro de la longitud de la fachada, manteniendo las alturas de los huecos en ambas fachadas.

Ventana planta primera
En planta baja todas las aperturas se encontraban alineadas por la parte superior e inferior a excepción de los accesos que llegaban a nivel de calle. Las ventanas disponían de un antepecho siguiendo con la decoración de la fachada. En esta zona encontramos una decoración a base de un almohadillado hasta la cota inferior del nivel del balcón de planta primera, y claves con formas florales de acanto los vanos.

En planta primera soportando los balcones se encuentran de forma repetitiva mensuras con motivos florales con cenefas ovales en la parte superior, y geométricas en su parte inferior. El espacio restante entre ménsula y ménsula se encuentra ocupado por una guirnalda de dos cuerpos con enmarcados y centro con lágrimas del mismo estilo.

Los balcones son de forja fina pintada con modelo repetitivo con formas helicoidales, sujetas con barrotes y pasamano superior. En la fachada principal encontramos ocho balcones individuales, mientras que en la lateral encontramos cuatro individuales y dos de dobles. Los vanos situados en planta primera se encuentran enmarcados por jambas laterales y un dintel superior de parecido espesor. Estas jambas a medida que se aproximan al dintel superior se abren con punto curvo. En esta zona se sitúan cenefas ovales del que descuelgan racimos florales. Esta misma cenefa ovalada se repite en la parte inferior de los dinteles. Situándose simétricamente al centro de vano podemos observar dos molduras circulares con flores en su interior. Sobre dichos dinteles encontramos un óvalo rodeado por dos guirnaldas, una que lo envuelve por completo, y otra que se extiende alrededor del dintel, ambas guirnaldas siguen motivos vegetales.

Ventana planta segunda
En planta segunda, como se ha dicho anteriormente, los huecos coinciden con los de la planta inferior, con mensuras semejantes a las de planta primera e idéntico balcón. La decoración de los vanos a diferencia de la planta primera solo se presenta a base de jambas, dónde se ha sustituido el dintel superior, por una gran cenefa perimetral a todo el edificio. El capitel de dichas jambas presenta detalles florales, coincidiendo con el primer módulo de la gran cenefa superior. Esta cenefa se compone de tres cuerpos diferentes, el primero siendo el inferior corresponde con el dintel del vano, de poco grosor y escasa decoración, el segundo corresponde al de mayor tamaño, con dos zonas diferenciadas, la correspondiente encima el vano de balconera con formas zoomorfas de grifos simétricos y un jarrón central antiguamente éstas molduras eran de cerámica vidriada y por el deterioro de las mismas se repintaron. En la otra zona observamos óvalos con guirnaldas alrededor y un lazo en su parte superior. Por último su tercer módulo está compuesto de varias cenefas que toman relieve respecto el plano de fachada, la inferior con motivos florales, las siguientes de trazos rectilíneos y la superior en forma de óvalos.

Encima de ésta última cenefa se encuentra la continuación del paramento de fachada que compone la barandilla de la cubierta. Este paramento carece de decoración alguna, solo enmarcado por las pilastras laterales y el remate superior con un relieve de diferente color. Los laterales siguiendo las paredes medianeras del edificio se ornamentan con pilastras verticales lisas, de un color diferente al principal de la fachada.

Forjado actual
El eje central de la fachada principal está constituido por un mirador de fábrica sustentado sobre mensuras geométricas, de formas totalmente rectilíneas que rompe totalmente con el estilo del edificio, cosa que hace sospechar que proviene de una reforma posterior. Estos miradores contienen tres ventanas en cada planta, una central a la fachada y otras dos laterales al mirador.

El acceso principal es uno de los puntos de relevancia del edificio, con molduras superiores en la zona del dintel, con una orla central que deriva en guirnaldas laterales de influencia vegetal.

La carpintería exterior del edificio era únicamente de madera tanto en planta baja como en las plantas superiores. En la planta baja destacar la puerta principal del edificio, de rico trabajo de ebanistería, con formas curvas y enmarcamientos con relieves. En su parte superior destacar dos ventanas de pequeña dimensión con reja de forja en su interior. El resto de la carpintería de madera poco trabajada, dispuesta con trazos cuadriculados, se protege mediante porticones de madera de cuatro hojas, con lamas horizontales.

Durante las reformas, se sustituyeron parte del forjado techo de planta segunda y repicando el revoco de paredes de las estancias interiores. Gracias al estado en que se encontraba el edificio pudimos contemplar su estructura portante. Que raramente por su época, se utilizó una estructura metálica con pilares y jácenas que soportan las viguetas de los forjados y bovedillas cerámicas a la catalana. Las divisorias interiores, igual que el entrevigado del forjado, son de cerámica maciza, con rejuntado de mortero de cal. Las paredes revestidas con yeso, contienen molduras de escayola que siguen un estilo clasicista.

Estado actual del edificio
Exteriormente los cambios sufridos en el edificio se encuentran en planta baja, donde se han modificado las aperturas y las carpinterías, siendo estas actualmente de aluminio. En la fachada principal se han eliminado todos los antepechos, pasando de ventanas a accesos y escaparates para los locales comerciales.

En la fachada lateral se han suprimido las carpinterías de madera por unos plafones metálicos en las zonas de ventana, convirtiendo las estancias interiores en zonas privadas y sin aportación de luz exterior.

En cuanto a la pintura, originariamente la volumetría general de la fachada era de un color gris claro, mientras que los detalles y el zócalo inferior era de un color gris oscuro. En la actualidad sólo se mantiene el mismo tono en las plantas de uso residencial, planta primera y segunda, mientras que en la zona almohadillada ha pasado de gris claro a un color amarillento pálido, y los detalles correspondientes a ésta planta son ahora de color granatoso. Igualmente utilizando dicho color se ha pintado el zócalo inferior.

Se puede observar un gran desorden en la fachada, esto es debido a la colocación por parte de los locales comerciales de rótulos identificativos sin guardar ninguna semejanza entre ellos. Otro de los factores que agrava éste desorden es el cerramiento de parte de las ventanas y la colocación de aparatos de climatización en fachada sin ningún tipo de criterio estético.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Quizás te interese

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...